jueves, 22 de septiembre de 2016

sábado, 17 de septiembre de 2016

Numancia, estrella del crepúsculo


Numancia, estrella del crepúsculo
Ángel Benito Gastañaga
Editorial: Saure
Legutiano (2006)
ISBN: 9788495225610

Relato histórico que describe con precisión, tanto en el texto como en las imágenes, el asedio a Numancia por parte de los romanos. El autor, apoyado en un gran trabajo de documentación, describe los veinte años que duró el asedio a esta ciudad. En medio de esta situación, cuenta la historia de Noivé, hija de un jefe celtíbero, que crece y se enamora de un cartaginés durante esos años. Hay que destacar el realismo y detalle de las ilustraciones y también la fidelidad del autor a los hechos históricos, a pesar de tratarse de una obra de ficción. 



En el año 153 a. C., el jefe Caros de Segeda, junto a su pueblo, llega a Numancia perseguido por Roma. Allí nacerá su hija Noivé, quien tras la muerte de Caros en la batalla del 23 de Agosto, crecerá siendo partícipe de momentos históricos inolvidables, bajo el liderazgo de los jefes Ambón y Leucón, Litennon, Megara y Retógenes.
Una obra pictórica histórica que cuenta con todo detalle la vida cotidiana y la gesta de los numantinos que mantuvieron a Roma en jaque durante veinte años.


miércoles, 14 de septiembre de 2016

BBC Serie: The Celts: Blood, Iron And Sacrifice



Our still traditional image of the Celts, as naked barbarians invading from central Europe, was construed from their victors, classical Rome, the only side which left writings and monuments to glorify its Hellenistic civilization. Recent archaeological finds however prove the Celtic cultures, like the one named after Hallstadt in Austria, also reached a respectable level of material, even artistic culture and trade long before its decisive duel with Rome started with tribal warlord Brennus's triumphant invasion over the Alps. Artefacts, trade routes and writings in adopted alphabets -having none themselves- suggest earlier contacts, notably with Phoenicians, and a plausible alternative their culture may have originated from the Atlantic west, where their languages survive, and spread east to the continent.  Written by KGF Vissers

Nuestra tradicional imagen fija de los celtas, como bárbaros desnudos invasores de Europa central, nos viene de sus vencedores, la Roma clásica, el única parte de esa contienda que dejó escritos y monumentos para glorificar su civilización helenística. Sin embargo, algunos hallazgos arqueológicos recientes, demuestran las culturas celtas, como la que recibió su nombre por Hallstadt en Austria, también alcanzó un respetable nivel material, incluso una cultura artística y comercial mucho antes de que su duelo decisivo con Roma comenzase con la invasión triunfante del señor de la guerra tribal Brennus sobre los Alpes. Artefactos, rutas comerciales y escritos en alfabetos adoptados -no tuvieron uno propio- sugieren contactos anteriores, en particular con fenicios, y una alternativa plausible su cultura puede tener su origen en el Atlántico oeste, donde sobreviven sus lenguas, desde donde se extendió al este del continente. (KGF Vissers)

Lista de reproducción con los 3 capítulos





This first episode of THE CELTS had Neil Oliver and Alice Roberts tramping around various areas of Britain and northern Europe in search of the origins of the Celtic race. They visited archaeological sites, fingered various finds and talked to those responsible for discovering them, interviewed historians of varying degrees of reliability, some of whom offered fanciful theories as to the Celtic race, while others inclined towards greater plausibility.

In short, this was a typical BBC documentary of ancient history, relying on the expertise of two youngish presenters (age is important here, to show that archeology is not the preserve of gray-haired boffins) plus interviews with various experts, interspersed with computerized technology. The narrative of the program is straightforward enough, but some of the descriptions offered about the Celtic race could equally well apply to other races - the Saxons, Romans or Norsemen, for example.

In short, what we are offered here is not necessarily a culture- specific history but a transhistorical reconstruction of ancient times, emphasizing a combination of barbarism and civility. Celtic peoples were at once different from yet similar to ourselves; through the program we can understand where we came from while feeling quietly complacent that our civilization has developed to such an extent that we do not have to follow their primitive lifestyles.

THE CELTS is a good program of its kind, but left us wishing that the BBC and other television companies could find alternative ways of presenting ancient history.




sábado, 27 de agosto de 2016

Símbolos célticos de poder

Desvelando los secretos de los antiguos símbolos de poder célticos e irlandeses


Los antiguos celtas creían que sus ancestrales símbolos poseían asombrosos y trascendentes poderes capaces de influir en sus vidas. Bardos y cuentacuentos conservaron sus relatos junto con los significados ocultos del simbolismo céltico de generación en generación. Sus esfuerzos ayudaron a mantener vivo el orgullo de la tradición céltica, que de este modo ha sobrevivido hasta nuestros días.

El Claddagh y el Arpa


El símbolo del Claddagh posee un significado triple: las manos simbolizan la amistad, la corona la lealtad, y el corazón el amor que no se ve afectado por el paso del tiempo. El diseño del Claddagh surgió en una antigua aldea de pescadores con el mismo nombre, que se encontraba en el pasado en las afueras de las murallas de Galway. Este símbolo está presente en muy diversos objetos, pero una de sus apariciones más frecuentes y populares se da en los anillos. Los anillos Claddagh, tal y como los conocemos a día de hoy, empezaron a popularizarse en el siglo XVII. Debido al significado contenido en los símbolos, estos anillos se asocian a menudo con el compromiso y el matrimonio.
Anillo Claddagh de oro. (Royalcladdagh/CC BY SA 3.0)
Anillo Claddagh de oro. (Royalcladdagh)
El arpa irlandesa es un símbolo tradicional de Irlanda. Se cree que representa la inmortalidad del alma. En épocas antiguas, bardos y músicos solían tocar el arpa para los jefes de la tribu. Incluso en nuestros días, el arpa sigue siendo uno de los instrumentos más populares de la música céltica. También aparecen en monedas, uniformes y en el logotipo de la cerveza Guinness.
Escudo de Irlanda. Blasón: Azur y arpa dorada con cuerdas de plata. (Public Domain) 
Escudo de Irlanda. Blasón: Azur y arpa dorada con cuerdas de plata. 

El Trébol (Shamrock) y la Cruz Céltica


El trébol (Shamrock) es uno de los símbolos más conocidos de Irlanda. Aunque se trata de un símbolo no oficial, representa la suerte, en especial el de cuatro hojas. Como especie vegetal, el trébol crece en las colinas de Irlanda, y como símbolo está presente prácticamente en todo el país.
Cuentan las leyendas que en un principio San Patricio (patrón de Irlanda) utilizaba el trébol para explicar a los paganos el concepto de la Santísima Trinidad cuando intentaba expandir el cristianismo en el país. Otro símbolo relacionado con la religión cristiana es la Cruz Céltica, también conocida como Cruz Irlandesa, Cruz de Iona o High Cross. Es otro símbolo cristiano típico de Irlanda, y se cree que el círculo que aparece en la cruz céltica representa la energía solar, considerada fuente de vida.

San Patricio con un trébol en la mano. Detalle de vidriera de la Iglesia de St. Benin, Wicklow, Irlanda. (CC BY-SA 3.0 de)
San Patricio con un trébol en la mano. Detalle de vidriera de la Iglesia de St. Benin, Wicklow, Irlanda. 

Animales totémicos de los celtas


El Caballo Céltico era símbolo de victoria en la guerra para los celtas, y la diosa céltica equina llamada Epona solía ser conocida como la Gran Yegua.
La Serpiente Céltica era símbolo de renacimiento, conocimiento y sanación, ya que las serpientes cambian periódicamente de piel. La serpiente era también considerada una criatura inmoral que volvía a la vida cada año revestida de una nueva piel. Los celtas creían que las serpientes se arrastraban desde las entrañas de la tierra hasta su superficie. También pensaban que poseían toda la sabiduría divina del mundo y conocían todos los secretos, siendo consideradas Sanadoras de la Tierra.
Epona y caballos, pieza de terracota hallada en Köngen, Alemania, c. 200 d. C. (CC BY 2.0)
Epona y caballos, pieza de terracota hallada en Köngen, Alemania, c. 200 d. C.
El dragón céltico era otra criatura de los mitos y leyendas de los celtas. Estaba considerado un símbolo de poder y fertilidad. Originalmente, se creía que el dragón había sido creado cuando nació la primera célula viviente de la tierra. Esta célula fue entonces fertilizada por el cielo con agua y viento, engendrando de este modo al dragón mágico asociado con las energías de la tierra y la fertilidad de cada estación.
Las aves representaban para los celtas la libertad y la trascendencia, ya que eran capaces de elevarse hasta los cielos. También simbolizaban la liberación del alma humana, y se creía que revelaban mensajes, consejos y profecías de los dioses a los humanos. De esta forma, las aves estaban consideradas intermediarias entre el mundo humano y el mundo de los dioses.
Casco céltico rematado por la figura de un ave. (Wolfgang Sauber/CC BY SA 3.0)
Casco céltico rematado por la figura de un ave. (Wolfgang Sauber)

El Árbol de la Vida

El Árbol de la Vida céltico representaba la unión con la naturaleza, y por esta razón, los celtas contaban con muchos símbolos relacionados con los árboles. Cada tipo de árbol poseía un cierto simbolismo y significado para los antiguos celtas. Por ejemplo, el fresno representaba la sabiduría y la renuncia, mientras que el abedul era símbolo de juventud y renovación.
Ilustración de Yggdrasil (árbol de la vida nórdico) tal y como aparece descrito en la Edda Menor islandesa de Oluf Olufsen Bagge (Public Domain)
Ilustración de Yggdrasil (árbol de la vida nórdico) tal y como aparece descrito en la Edda Menor islandesa de Oluf Olufsen Bagge 

La Triqueta y otros símbolos triples


Las famosas espirales y nudos célticos reflejan la creencia de los celtas en la vida eterna y en la compleja relación que establecen los humanos con el mundo natural y el divino. La Triqueta es conocida también como el Nudo de la Trinidad. Es el nudo céltico más frecuente, y refleja la unidad y la trinidad del corazón, la mente y el alma. Este símbolo evoca asimismo los tres niveles de lo físico, lo mental y lo espiritual, diferentes y entrelazados a un tiempo.
El nudo de Tuim, por otro lado, simboliza las cuatro festividades lunares estacionales, así como los cuatro elementos tradicionales: fuego, agua, aire y tierra. La triple espiral representa la continuidad de la vida y la forma en que ésta transcurre de manera cíclica. El triple simbolismo representa aquí cuerpo, mente, espíritu o nacimiento y muerte o renacimiento. El Triskelion o Triskel es otro símbolo céltico triple. Representa la unidad de la vida eterna, el crecimiento espiritual y el fluir de la naturaleza.
Triqueta dibujada sobre la cubierta de una réplica del Libro de las Sombras. (Public Domain)
Triqueta dibujada sobre la cubierta de una réplica del Libro de las Sombras.

La Rueda del Ser y el Alfabeto Ogámico


La Rueda del Ser es también conocida como Rueda del Equilibrio. Está formada por cuatro círculos unidos por un quinto en su centro. Representa los cuatro poderes o elementos equilibrados por un quinto o quintaesencia. Es ésta una representación simbólica del universo druídico, formado por cuatro poderes unidos por un quinto que les aportaba el equilibrio.
El Alfabeto Ogámico irlandés está considerado un regalo del dios celta conocido como Ogmios, a quien se rendían honores como dios de la elocuencia. Los auténticos orígenes de este alfabeto, no obstante, siguen a día de hoy envueltos en el misterio.
Piedra Ogham a la que se ha añadido una cruz. (Kevin Higgins/CC BY SA 2.0)
Piedra Ogham a la que se ha añadido una cruz. (Kevin Higgins)

Autor: Valda Roric
Este artículo fue publicado originalmente en ancient-origins.net y ha sido traducido con permiso.
Fuentes:
Valda Roric – “Wonders of History and Mythology”
Valda Roric – “From History to Mystery”
T. G. E. Powell, “The Celts”, Thames & Hudson, London, 2000
Arthur Cotterell, The Encyclopedia of Mythology – Norse, Classical, Celtic, Anness Publishing, London, 2014